martes, 26 de junio de 2018

Zigópteros.

Erytromma viridulum

Principios de verano es una inmejorable ocasión para la observación de Odonatos en general, y más en concreto de estos pequeños seres, pertenecientes a un suborden, los zigopteros, dentro del más amplio de los Odonatos. Conocidos también como Caballitos del diablo, se diferencian de sus primas las libélulas, por descansar con las alas plegadas y por poseer dos grandes ojos algo separados entre sí.
Si además los ojos son de un vivo color rojo, como es el caso de Erytromma viridulum, hace de esta diminuta criatura que apenas llega a los 3 cm de longitud, una auténtica belleza alada. Viven en latitudes medias y meridionales de Eurasia y en el norte de África.
Platycnemis latipes.

Y casi del mismo tamaño o ligeramene mayor es la otra que hoy traigo a esta entrada. Se trata de un endemismo franco-ibérico Platycnemis latipes, otra habitante de rios y arroyos de poca corriente.
Aunque algunos de estos zigopteros pueden verse alejados de zonas húmedas, lo normal es que se encuentren en ellas, pues las necesitan para llevar a cabo la puesta y en estas calurosas fechas, nada mejor que acercarse a estos frescos ecosistemas y disfrutar de su flora y fauna asociada.

viernes, 22 de junio de 2018

Los negros ojos del bosque.


En no pocas ocasiones en este mismo blog hablo sobre especies de Aves que se encuentran en un claro declive en sus poblaciones. Este hecho se ha vuelto muy comun en los últimos tiempos, pues son varias las especies que en lo que va de siglo, se han rarificado o incluso prácticamente desaparecido de nuestro territorio.
Pero el caso de hoy es bien distinto. Una especie de hábitos forestales, que indudablemente se ha hecho común por Marbella. Tal es su aumento de población que ha llegado a instalarse ya en plena ciudad, y no pasa mucho tiempo sin tener noticias de nuevos avistamientos.
Se trata del Cárabo común Strix aluco, una rapaz nocturna que se muestra muy adaptable a los cambios ambientales, y que ha sabido adaptarse a una gran variedad de ambientes arbolados, diversificando enormemente su dieta y consumiendo aquello que puede cazar, importandole poco si es de pluma o de pelo.
Hace unos días nos topamos con una pareja de estas bellas strigiformes de ojos profundamente negros, que no mostraron el más mínimo reparo en colocarse a apenas unos metros, confiados plenamente en su críptico plumaje; y que sembraron el pánico entre los demás seres alados, que tras acosarlos durante un tiempo, optaron prudentemente por alejarse y dejarlos descansar, al menos por un tiempo.

sábado, 16 de junio de 2018

Inesperado encuentro.


Hace un par de días tuve un inesperado encuentro con uno de nuestros vertebrados más exclusivos, el Camaleón Chamaeleo chamaeleon. Aunque se venian observando por la zona desde 2014 al menos, la verdad es que en sucesivas visitas por este espacio natural en estos años, nunca me topé con él, hasta anteayer.
En Europa sólo se encuentra en algunas zonas de Andalucía y muy poco más, si bien también vive en buena parte del norte de África, Oriente Medio e incluso la península Arábiga. En nuestro país en los últimos años se detecta una expansión notable, apareciendo en zonas donde no se tenía noticias de su presencia, al menos en tiempos recientes.
Y el descubrirlo fue una auténtica casualidad, lo que me lleva a pensar que puede que la población sea mayor de lo que se pueda parecer en principio.
Aunque no existen datos históricos -que yo sepa- de su presencia en Marbella en épocas pasadas, es más que probable que fuera así. Nuestro ecosistema es el más propicio para la especie y está dentro de su área de distribución natural, por lo que es lógico pensar que tuvo que haberlos.
Esperemos que esta población y otras de las que tengo noticias en Marbella, prosperen y podamos disfrutar de este singular reptil, consumado especialista en la captura de insectos voladores.

miércoles, 13 de junio de 2018

Día de mariposas.

Gonepteryx cleopatra
Gonepteryx rhamni

El pasado fin de semana pude observar a estas tres bellezas aladas en apenas unos metros en un paraje de nuestra querida Marbella.
La primera en aparecer fue la Cleopatra Gonepteryx cleopatra una bella mariposa de tamaño mediano y bella coloración, de la cual pude comprobar que habia varios individuos por la zona. Esta especie es de distribución circunmediterránea, ocupando zonas de el sur de Europa, norte de África y Oriente medio.
Otra pariente muy cercana se movía a escasos metros de la primera observación, se trataba de un ejemplar de Limonera Gonepteryx rahmni, mucho más extendida que su pariente, llegando hasta la península Escandinava.

Ambas especies no son muy abundantes en nuestra provincia y menos en Marbella, donde según mis observaciones, hay años en que resultan casi indetectables, aunque esto hay que tomarlo como una simple percepción personal.
Euphydrias aurinia.


Y para completar el trío de ases apareció esta otra bella mariposa (aunque ya un poco deteriorada) que llevaba tiempo sin ver por nuestro municipio, la elegante Ondas rojas Euphydrias aurinia, una especie que está en franco retroceso en toda su área de distribución y que sí se considera amenazada. Su area de distribución incluye latitudes templadas de Eurasia, pero aparece de manera fragmentada, faltando en amplias zonas y aunque localmente puede resultar incluso abundante, a nivel global puede considerase como escasa.

miércoles, 6 de junio de 2018

Dardo del desierto.


Hace unos días pude observar a este ejemplar de Odonato que me ha dado bastantes quebraderos de cabeza hasta lograr identificar correctamente. Se trata de un macho inmaduro de Sympetrum sinaiticum, especie que como otras libélulas, parece que ha colonizado recientemente iberia desde el norte de África. Su área de distribución actual en Europa se circunscribe al sur y al este de la península y además esta presente en el norte de África hasta Oriente medio.
Como nombre común se le da el de “dardo del desierto” lo que da una idea de cual es su hábitat primigenio. Y eso a pesar de que los odonatos son insectos que solemos asociar con el agua. pero esta como otras representantes de su orden, una vez que abandonan el liquido elemento, pueden desplazarse a bastante distancia.